mapa de Palencia

domingo, 7 de julio de 2013

RECORRIDO NOCTURNO DEL PATRIMONIO ARTISTICO

SAN MIGUEL

Noticia del Diario Palentino del 7-7-2013
Las "Rutas de la Luz" cautivan a 20.000 visitantes en sus doce años
El anuncio de que Palencia contaría con un Plan de Excelencia, allá por el año 2000, supuso el interés por potenciar las excelencias y peculiaridades turísticas de la ciudad. A los pocos meses comenzó la iluminación de varios edificios emblemáticos, con la intención de que formaran la primera piedra de la Ruta de la Luz, un proyecto para el que se habían destinado varias partidas y que pretendía ensalzar la belleza de monumentos y rincones de la capital.
Pero, a la hora de la verdad, ninguna empresa se interesó por el proyecto cuando el Ayuntamiento lo sacó a concurso, por lo que Palencia se quedó a oscuras un tiempo más. Fue en julio de 2002 cuando diez monumentos se encendieron ante los ojos de palentinos y visitantes, que a los pocos meses -marzo 2003- vieron como nacía una segunda fase con ocho nuevas incorporaciones.
Un año después ya había tres rutas consolidadas. Luz Episcopal-Luz Mística, perteneciente al mayor esplendor del episcopado palentino; Luz Real-Luz de los Austrias, que refleja una época de grandes cambios en la ciudad al imponerse sobre el señorío episcopal el modelo de ciudad impulsada por Carlos V y Felipe II; y Luz de Progreso, que alude a los siglos XIX y XX, cuando Palencia sufre de nuevo transformaciones urbanísticas promovidas por la burguesía.
Desde entonces se han ido introduciendo distintas novedades (la Ruta Luz y Sabor en 2012), cambios (la del Progreso se eliminó en 2011) , nuevas incorporaciones y, sobre todo, cientos de personas interesadas en ver esa Palencia nocturna que se muestra frente a quien hace alguno de los recorridos.
Los datos facilitados desde la Oficina Integrada de Turismo indican que, en estos años de andadura, han sido 20.300 personas las que han realizado alguno de los tramos incluidos en los itinerarios que durante la época estival recorren la capital palentina. Sin duda, los primeros años fueron los más boyantes. La novedad supuso un importante foco de atracción y las sesiones, aunque tenían un límite inicial de 50 personas por grupo y ruta (hay que apuntarse previamente en la Oficina de Turismo), acababan con más del doble. Incluso en ocasiones el grupo llegó a contar con 200 personas. Con los años, muchos palentinos ya conocen su ciudad de noche, por lo que el número de adeptos locales ha descendido. Por ello, ahora se intenta llegar a los de fuera. Este año, la intención del Ayuntamiento de Palencia, tras la puesta en marcha el pasado viernes de una nueva edición, es aumentar las pernoctaciones. Esto es, se ha marcado como meta que los turistas que se acerquen hasta la capital se queden más tiempo en ella, además de conocer la ciudad de una forma más amena y divertida. «Queremos que la gente de fuera conozca la ciudad de manera distinta», declara la concejala de Turismo, Carmen Fernández. «El año pasado se animaron muchos vecinos de los pueblos y queremos que sean cada vez más los que descubran una ventana diferente para ver la ciudad con otro ambiente», señala. Con participar en una de las rutas se puede descubrir la esencia del proyecto, pero lo ideal sería disfrutar de las tres. «Son alternativas que se complementan y cada una tiene sus peculiaridades», asegura la concejala, para quien esta actividad supone «una experiencia única para todo el que desee ver Palencia de noche y descubrir sus encantos».
atractivos varios. Tal y como están estructuradas actualmente las Rutas de la Luz, la actividad se desarrolla los jueves, viernes y sábados del verano, terminando la temporada el 7 de septiembre (excepto los días 30 y 31 de agosto por coincidir con las Ferias y Fiestas de San Antolín).
La Ruta de Luz y Sabor, que se puso en marcha por primera vez el año pasado, tendrá lugar los jueves 11, 18 y 25 de julio y 1 y 8 de agosto. El punto de partida es la 20 horas en la escultura de la Mujer Palentina en la Calle Mayor y, para su desarrollo, se cuenta con la colaboración de las dos asociaciones de hostelería, la AEHP y la AGH En palabras de Carmen Fernández, lo que se quiere es «ofertar algo más a la perspectiva que este programa permite dar del patrimonio de la ciudad, al incluir nuestra gastronomía y el buen hacer de los hosteleros». Una treintena de establecimientos forman parte de esta atractiva iniciativa en la que se combina la degustación de tapas -a 1,50 euros con bebida aparte-, o menús, cuyos precios son fijados por los propios hosteleros.
Los participantes, que llevarán una pulsera identificativa, volverán a reunirse a las 23 horas para realizar la visita monumental, que terminará con una consumición en alguno de los bares y restaurantes adheridos a la propuesta.

La segunda ruta, Luz Episcopal-Luz Mística, se desarrollará los viernes a partir de las 22,30 y recorrerá San Miguel, Puentecillas, la Catedral, el Hospital San Bernabé, Santa Marina, San Pablo, San Francisco, el convento de Las Claras y San Lázaro. Por último, Luz Real-Luz de los Austrias tendrá lugar los sábados a las 21,30 con una visita al Museo Diocesano, la iglesia de La Compañía, el Seminario, la Casa del Cordón, la Catedral, el convento Agustinas Recoletas, el Palacio Episcopal, el convento de la Piedad, el Convento de las Agustinas Canónigas y la iglesia de La Soledad. El interés por continuar ampliando el proyecto conllevará la creación de una cuarta ruta para el año que viene. Se pretende que los sábados por la mañana se combine gastronomía y compras por la ciudad, por lo que se programará un recorrido que permita unir estas dos opciones. Para que todas estas propuestas salgan al exterior, en breve se podrá ver en distintas publicaciones de la empresa Renfe toda la información sobre estas rutas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario